16 de JUNIO en CINES

A través de su estructura lírica, Chavela lleva a los espectadores a un evocador y provocativo viaje a través de la vida de la iconoclasta y cambiante artista Chavela Vargas. El tono relajado y conversacional de Chavela mientras charla con un grupo de jóvenes admiradoras lesbianas en las imágenes tomadas por Catherine en 1991, ofrece a los televidentes una rara e íntima mirada a esta icónica cantante en un momento clave en su viaje. Acaba de regresar al escenario tras 12 años difíciles perdidos por el alcoholismo, y una ruptura dolorosa con el amor de su vida, la entrevista se produce justo antes de que ella se vaya a España, donde resurgirá como un fénix de sus cenizas. Fuerte, divertida y vitalmente viva, estaba en su apogeo a los 71 años. Esta única entrevista sirve como la columna vertebral que atraviesa a Chavela, que explora su fascinante vida desde su nacimiento en Costa Rica hasta su eterna presencia en la tierra en forma de canciones de amor apasionadas y profundas relaciones que la gente nunca olvidará.

FEATURING
Chavela Vargas

AND
Pedro Almodóvar, Elena Benarroch,
Miguel Bosé, Alicia Elena Pérez Duarte
y Noroña, Liliana Felipe, Patria Jiménez
Flores, Laura García-Lorca, Martirio Gira,
Mariana Gyalui, José Alfredo Jiménez Jr.,
Eugenia León, Tania Libertad, Diana
Ortega, Tlany Ortega, Jesusa Rodríguez,
Marcela Rodríguez, Betty-Carol Sellen

PRODUCED & DIRECTED BY
Catherine Gund and Daresha Kyi

EXECUTIVE PRODUCERS
Lynda Weinman and Bruce Heavin

CO-PRODUCERS
Pepita Serrano and Agnes Gund

CINEMATOGRAPHERS
Catherine Gund (Mexico), Natalia Cuevas (Mexico), Paula Gutierrez (Spain)

EDITOR
Carla Gutierrez

COMPOSER
Gil Talmi

ASSOCIATE PRODUCERS
Laura Tatham, Laura Pilloni

ASSISTANT EDITOR
Hajer Salem

CONSULTING PRODUCERS
Lourdes Portillo, Juan Mandelbaum

ARCHIVAL PRODUCER
Adrián Gutiérrez

AUDIO POST FACILITY
Sync Sound, Inc.

POST PRODUCTION SERVICES
Motion Pictures Enterprises Inc.

PRODUCTION COMPANY
Aubin Pictures

Isabel Vargas Lizano nacida Costa Rica, Chavela Vargas (1919-2012) huyó a la ciudad de México en su adolescencia y comenzó a cantar en las calles. En la década de 1950, se había convertido en una de las artistas favoritas de la creciente escena bohemia presente en los clubs de la ciudad. Desafiaba la moral mexicana convencional, vistiendo pantalones, bebiendo tequila y fumando cigarros, mientras cantaba canciones de amor destinadas a hombres para cortejar a las mujeres y se negaba a cambiar los pronombres: “Ella era chile verde”, recuerda Elena Poniatowska, la gran dama de las letras mexicanas.

A pesar de que vivió fuera del ojo público durante varios años debido a una larga batalla con el alcoholismo, Chavela fue cuidada hasta que sanó por una familia indígena huichol que también la ayudó a iniciarse en el chamanismo. Durante el resto de su vida, Chavela fue conocida como “La Cupaima” (la última mujer chamán). Su sorprendente regreso comenzó a la edad de 72 años cuando el cineasta español Pedro Almodóvar, que había presentado su música en muchas de sus películas, jugó un papel fundamental en la elevación de su carrera para el reconocimiento internacional. Siempre que la presentaba al público, se arrodillaba para besar el escenario antes de actuar en lugares de renombre como el Carnegie Hall de Nueva York, el Teatro L’Olympia de París y la Plaza de España de Madrid. Chavela también apareció en La Soldadera de 1967, Scream of the Stone de Werner Herzog y Frida de Julie Taymor y cantó “Tú Me Acostumbraste” en Babel de Alejandro González Iñárritu.

Durante su vida, Chavela grabó 80 álbumes, recibió un Grammy Latino por el Logro de la Vida, y fue la segunda mujer en ganar el premio artístico más prestigioso de España, la Gran Cruz de Isabel, la católica. Estaba cerca de muchos artistas e intelectuales prominentes, como Juan Rulfo, Agustín Lara, Frida Kahlo, Diego Rivera, Dolores Olmedo, José Alfredo Jiménez, Lila Downs y Joaquín Sabina. En el año 2012, Chavela falleció a los 93 años de edad después de viajar para apoyar su último disco, La Luna Grande, homenaje al poeta García Lorca, con cuyo espíritu se comunicaba diariamente.

Pin It on Pinterest

Share This